Lechoza - Criaturas


LECHOZA. Criaturas. Sirio Producciones. 1997.

Esta es una de las bandas colombianas que nunca pude ver en vivo, no por estar fuera de su época, sino debido a su breve existencia. Intuyo, sin embargo, por el carácter de su música (agitada, crítica), que sus conciertos movilizaban mucha energía, sobre todo, entre quienes buscaban un sonido que representara la situación social y política de nuestro país durante los noventas. Lechoza y otras agrupaciones como Kaala, Ingrand, Síndrome o Neus, fueron las iniciadoras de ese movimiento que heredó la fuerza del Groove Metal y que, a través de su propio tratamiento, se acercaron al estilo Metalcore que fue tan popular en el mundo a finales de aquella década; su impulso, lamentablemente, no perduró tanto, y prueba de ello es que, de todas esas bandas, en la actualidad, a lo sumo, sobrevive Ingrand.

Con Criaturas (1997), Lechoza lanzó a la escena una propuesta, tanto social como sonora; lo primero, porque sus letras expresan un juicio directo a nuestra sociedad, al olvido en el que vivimos sus individuos, a la corrupción y coerción del Estado, a la falsedad religiosa, la mezquindad y el egoísmo; y lo segundo, porque es evidente que en la música de esta banda no subyace una imitación sin más de cierto género, sino, al contrario, una búsqueda de lo que pudiese ser un toque propio. Esa proyección se reconoce en diferentes aspectos del álbum, por ejemplo, en los fondos industriales que hay prácticamente en todas las canciones, en la variedad de voces que ofrece Freddy Torres (gritadas o limpias), y en el modo como se desarrollan los solos, a veces sin guitarra de fondo y, otras, mezclando dos punteos al mismo tiempo.

Los 9 temas que hacen parte de Criaturas desbordan potencia e intensidad; es verdad que se trata de composiciones a medio tiempo, pero la fuerza activa de las vocales, la destreza guitarrística de Suzarte (especialmente en slides y armónicos), la utilización de samplers en la mezcla, y los ocasionales arranques de velocidad, hacen que la vitalidad del álbum no se pierda un instante. Además, Lechoza presenta ciertas sorpresas: el inicio tipo jazz de la canción "Dolor", excelentes dúos bajo-guitarra como el que hay en "Sin Final", o intermedios inusuales a lo "Ciudad Radical - Escoria Humana". Un doble bombo marcando siempre los ritmos, innumerables riffs basados en técnicas de palm-mute, una gran riqueza de efectos sonoros y, en general, el brío que imprimen los músicos a su trabajo, son otros valores agregados de Lechoza.

Según se lee en ciertos sitios de la red, Freddy Torres era el propietario del estudio en donde se grabó Criaturas en mayo de 1997, así como del sello que lo distribuyó: Sirio Producciones. Del disco sólo existe esta versión original, que es la que se muestra en la fotografía, una edición sin mayores logros de diseño (su cuadernillo apenas contiene los agradecimientos de la banda), pero interesante, al menos en lo que corresponde a su portada, corrosiva y artística a un mismo tiempo. Lechoza se desintegró poco tiempo después de la salida de este álbum, y sus miembros emprendieron caminos diferentes: Torres en Defenza (banda de Hardcore/Fusión), Olaya en Neus (proyecto de Hardcore/Industrial), y Suzarte en El Sie7e (grupo de Rock Alternativo).

RANK: 8/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario